¿Es conveniente contratar una extensión de garantía?

Publicado el 8 de Octubre de 2023

¿Sabías que el 60% de las fallas que tienen los productos electrónicos que llegan a los talleres de reparación están causadas por la falta de atención y cuidado de los propietarios? Solo un 40% de los equipos estropeados tienen defectos de fabricación.

¿Vale la pena contratar una extensión de garantía?

Cuando compramos un ordenador, un portátil o un smartphone casi siempre nos proponen contratar una extensión de la garantía. De hecho, en los últimos años esta modalidad también se ha puesto de moda en el sector automovilístico. Sin embargo, muchas personas consideran que no es necesario pagar un precio adicional si, a fin de cuentas, el artículo tiene una garantía mínima de dos años por ley. No obstante, hay casos en los que esa extensión puede ser conveniente. 

¿Qué es una extensión de garantía? 

Ante todo, debes saber que la Ley General para la Defensa de Consumidores y Usuarios indica que todo producto nuevo tiene una garantía legal de dos años, un periodo de tiempo en el que puedes reclamar por cualquier defecto de fabricación o mal funcionamiento de una de las partes. 

Además, puedes exigirle al vendedor la reparación o sustitución del producto, todo de forma gratuita. Y si no estás conforme, puedes solicitar un reembolso. No obstante, la extensión de garantía es aquella en la que el vendedor o el fabricante brindan una protección extra, ya sea en términos de tiempo o de coberturas. Así, se puede ampliar la garantía por otros dos años o cubrir problemas que no estén previstos en la garantía original. 

Una extensión de garantía para coches, por ejemplo, puede incluir la asistencia mecánica en caso de avería y la asistencia en la carretera durante dos o tres años más después de que la garantía original haya vencido. 

¿Cuándo es recomendable contratar una extensión de garantía? 

En sentido general, la extensión de garantía suele representar un 15% del precio del producto, por lo que es conveniente valorar si es realmente necesaria.

 De hecho, según una encuesta realizada por el Centro de Investigación Nacional de Consumer Reports, el 55% de los compradores que han adquirido una garantía extendida no han tenido que utilizarla, lo cual se debe a que la mayoría de los productos que se comercializan en la actualidad son resistentes y duraderos, por lo que si no se rompen durante su primer año debido a un defecto de fabricación, es probable que duren muchos años más. 

Aún así, puede ser ventajoso contratar una extensión de garantía cuando se trata de productos muy caros, cuya reparación implica un gran gasto, y que pretendemos seguir usando con frecuencia durante mucho tiempo. Solo en esos casos se puede compensar el precio de la garantía. 

Al contrario, no es recomendable contratarla si la reparación no es muy costosa o si sabes que al cabo de tres o cuatro años es más conveniente comprar un modelo nuevo, que probablemente también consuma menos y tenga más funcionalidades.

Condiciones y limitaciones

Antes de decidir si debes contratar una extensión de garantía, es crucial comprender las condiciones y limitaciones que vienen incluidas. Estas pueden variar significativamente entre diferentes proveedores y productos. Algunas de las condiciones y limitaciones comunes que podrías encontrar incluyen:

Cobertura limitada

Las extensiones de garantía a menudo vienen con una cobertura limitada en comparación con la garantía estándar del fabricante. Es importante revisar detenidamente qué componentes o problemas específicos están cubiertos y cuáles no lo están.

Costes adicionales

Aunque estás pagando por una extensión de garantía, es posible que aún tengas que pagar deducibles, tarifas de servicio o cargos por reparaciones no cubiertas. Asegúrate de comprender todos los costos adicionales asociados con la extensión de garantía.

Exclusiones de cobertura

Las extensiones de garantía pueden tener exclusiones específicas que limitan la cobertura en ciertas situaciones. Esto puede incluir daños accidentales, uso indebido, desgaste normal o modificaciones no autorizadas.

Procedimientos de reclamación

Antes de necesitar hacer una reclamación, es esencial comprender los procedimientos y requisitos para presentarla. Algunas extensiones de garantía pueden tener requisitos estrictos sobre cómo y cuándo presentar una reclamación, así como plazos para hacerlo.

Cancelación y reembolsos

Averigua si es posible cancelar la extensión de garantía y obtener un reembolso parcial o completo si decides que ya no la necesitas. Algunos proveedores pueden tener políticas de cancelación flexibles, mientras que otros pueden imponer tarifas de cancelación o restricciones.

 ¡Cuidado con la letra pequeña! 

Antes de firmar cualquier contrato, es conveniente leer la letra pequeña. Asegúrate de conocer las condiciones y, sobre todo, las coberturas que tiene la garantía, tanto la original como la extendida. Recuerda que en algunas ocasiones la letra pequeña tiene tantas excepciones que resulta difícil hacer valer la garantía si el artículo llegara a estropearse. 

Preguntas frecuentes sobre si es conveniente contratar una extensión de garantía

¿Cuál es la diferencia entre la garantía estándar del fabricante y una extensión de garantía?

La garantía estándar del fabricante suele cubrir defectos de fabricación durante un período específico de tiempo. Por otro lado, una extensión de garantía amplía esta cobertura por una duración adicional, generalmente por un costo adicional.

¿Cuáles son los beneficios de contratar una extensión de garantía?

Los beneficios incluyen la tranquilidad de tener cobertura extendida más allá de la garantía estándar, protección contra costosos gastos de reparación y la posibilidad de prolongar la vida útil de tu producto.

¿Cómo puedo determinar si una extensión de garantía es adecuada para mí?

Debes evaluar el costo de la extensión de garantía en relación con el valor del producto, tu historial de uso y reparación de productos similares, así como tu disposición a asumir el riesgo de reparaciones no cubiertas. También es útil leer detenidamente los términos y condiciones del contrato de garantía antes de comprometerte.

¿Qué alternativas existen a las extensiones de garantía?

Las alternativas incluyen ahorrar para posibles reparaciones, comprar productos con una buena reputación de durabilidad y confiabilidad, buscar productos con garantías estándar prolongadas o considerar programas de protección al consumidor ofrecidos por algunas tarjetas de crédito.

Artículos relacionados

Liberty Insurance Article

¿Está prohibido conducir con chanclas? ¿Te pueden multar?

Publicado el 18 de Julio de 2024
Leer artículo

Si te roban el coche, ¿te lo paga el seguro?

Publicado el 1 de Julio de 2024
Leer artículo

Siniestro total de un coche: situaciones y calcular el valor

Publicado el 19 de Junio de 2024
Leer artículo

¿Dónde puedo aparcar la moto de una forma legal?

Publicado el 3 de Junio de 2024
Leer artículo

Circular sin ITV: multa y retirada de puntos

Publicado el 27 de Mayo de 2024
Leer artículo

Qué es mejor, ¿comprar un coche o renting?

Publicado el 24 de Mayo de 2024
Leer artículo